• Jorge David Chapas

EN EL DÍA DEL CAPITALISMO LIBERAL

Y ahora, ¿una ley que regule los salarios de los funcionarios públicos?


Mañana 15 de mayo los liberales clásicos, o quienes estamos a favor de privatizar, desregular y abrir los mercados a la competencia, celebramos el día del capitalismo liberal. En un día como este, hace 175 años, el empresario Richard Cobden, el orador cristiano John Bright y el militar Thomas P. Thompson, entre otros, lograron que la Cámara de los Comunes de Inglaterra derogara las leyes de granos, las cuales favorecían a unos pocos empresarios y perjudicaban a la mayoría de ingleses, haciendo subir los precios del pan.

Celebremos, recordando primero que “es más importante matar las malas leyes que aprobar las buenas”, como enseña Calvin Coolidge, expresidente de los EE.UU. Las leyes malas son aquellas que restringen el libre comercio, que imponen excesivos impuestos, que otorgan privilegios y aquellas que crean enormes burocracias, arrebatando funciones, libertades y dinero de nuestras familias.


Y es que por estos días se escucha la aprobación de leyes malas y peores. Por ejemplo, la de reducir los salarios de los funcionarios públicos, ¿por qué no mejor cerrar varios ministerios del Estado, limitándolo a sus funciones propias de seguridad, justicia y obras públicas? O la recién aprobada ley “anti-trámites”, ¿acaso no era mejor derogar las leyes que dan vida a tanto trámite inútil y costoso? O la aún más reciente reforma a la ley de zonas francas, ¿por qué la mediocridad en liberar solamente ciertas “zonas” y no al país entero? ¿Por qué la manía de querer resolver todo mediante leyes? Escríbeme si quieres la respuesta.


Celebra con nosotros impulsando aquel proyecto político cuyo programa incluya la derogación de las leyes malas. ¡Empresarios, cristianos y militares aprendamos las lecciones de la Liga de Manchester e imitemos aquella lucidez, coraje y persistencia! Conoce más de nuestro proyecto aquí

96 vistas0 comentarios

Entradas relacionadas

Ver todo