• Jorge David Chapas

Sub-América


Una región sub-desarrollada, no solo materialmente, sino mentalmente.






A los guatemaltecos nos encanta el futbol, la cerveza y la parranda; nos gusta quejarnos y opinar, más de lo que no sabemos; nos fascina el relajo y el bochinche, pero somos perezosos y flojos para aprender y estudiar, principalmente aquellos fenómenos que nos ayudan a comprender nuestra realidad.


Así somos los latinoamericanos, todos, por eso Sub-América, dice el politólogo Alberto Mansueti. Nos cuesta dedicar tiempo y esfuerzo a comprender por qué Cuba, Haití o Guatemala están como están. Decimos no tener tiempo para eso, pero sí para darle “copiar-pegar” y “reenviar” a videos, memes y textos inútiles en las redes sociales. Creemos que con un “#SOSCuba” o un “CUBA LIBRE” vamos a cambiar en algo la realidad de la isla; que con un tuit o un post cambiaremos la realidad guatemalteca. ¡No estimado lector, se necesita mucho más que eso!


Se necesita, primero, comprender los hechos, analizarlos bajo el tamiz de la historia, de la lógica, de la ideología política, y de muchas otras disciplinas, en orden a formar un juicio racional, útil y verdadero. De tal forma tus acciones serán congruentes con tus ideas, tus ideas con tus conceptos y estos con tu lenguaje y expresión. Se necesita, después, activar políticamente. No con violencia, en desorden y sin rumbo. Se necesitan partidos políticos y Política de verdad, ciencia y arte que permite resolver nuestros problemas sociales de forma pacífica.


En esta columna no te invito a dejar de ver futbol, echarte una cerveza o parrandear, pero ya que ha terminado la Euro, la Copa América y, para nosotros, la Copa de Oro, te invito a buscar un sano equilibrio. Te invito a abandonar la pereza, esa cultura de lo fácil y el bochinche. ¡Civilicémonos! Aprendamos primero, formémonos juicios correctos y activemos políticamente. Para conocer más click aquí.

30 vistas0 comentarios

Entradas relacionadas

Ver todo